jueves, 27 de noviembre de 2014

Adelanto: Kink El Documental


James Franco es una de esas personas que levantan tantas pasiones como odios. El actor, guionista, director capaz de adaptar a Faulkner en "El último deseo" ("As i lay dying") o en "The sound and the fury", capaz de protagonizar divertimentos como "Juerga hasta el fin" ("This is the End") o "The Interview"  ambas dirigidas por Evan Goldberg y por Seth Rogen otra de esas personas que tiene tantos admiradores como detractores aunque por motivos diferentes a los de Franco (Si Rogen es uno de esos actores capaces de arrancar una risa puede a la vez resultar tan cargante que puede destrozar una película sin problema no hay mas que ver su trabajo en "50/50") también es capaz de mostrar un lado que revela que el actor esta demasiado pagado de si mismo y  Franco esta bordeando la mas absoluta pedantería como mostró con la exposición New Film Gallery donde el actor recreaba las fotografías de Cindy Sherman "Untitled Film Stills", muestra por la que fue destrozado sin ningún tipo de piedad por parte de muchos críticos, no hay mas que ver lo que dijo Jerry Staltz en su artículo en vulture.com indicando que "en este momento, George W. Bush es mejor artista que Franco".


En el año 2013 James Franco se juntó con Travis Mathews para rodar "Interior. Leather Bar" un documental de escasa duración, solo 60 minutos, en los que los directores exploraban como seria el metraje que se quitó de la película "A la caza" ("Cruising") de William Friedkin con Al Pacino en el papel principal para que esta no tuviera la calificación X. "A la caza" fue destrozada en su momento por la crítica y recibió la nominación a peor película, director y guión en los premios Razzies. Ese mismo año pero en su faceta de productor Franco este produjo "Kink" un documental de Christina Voros sobre una de las páginas de bondage mas conocidas a nivel mundial.


La idea del documental según Voros es desmitificar el mundo del bsdm dentro de un grupo que se aleja de la imagen de explotación de todo lo relacionado con el sexo mostrando a parte de las personas que trabajan para kink y enseñando que estas sobre todo aman lo que hacen. Para ello el documental se centra en la compañía fundada en 1997 por Peter Acworth cuya sede se encuentra en el mítico edificio Armony en San Francisco y en base a entrevistas tanto con el propio Acworth como con los modelos (No se habla de ellos como actores y actrices si no como modelos que se esfuerzan en demostrar que son capaces de aguantar todas las torturas a las que son sometidos y que son ellos quienes fijan como se va a rodar) y directores de las películas que allí se ruedan la directora intenta dar esa imagén de Kink, Voros intenta dar una visión global de lo que allí se hace. Según la propia directora, Franco después de grabar en el Armony volvió tan impactado con el lugar, con la gente que decidió que quería rodar un documental allí, para ello reclutó a Voros convencido de que esta quedaría fascinada con la idea de grabar el documental. Tras vencer la resistencia de los trabajadores de kink para hablar debido a la deplorable visión que se tiene de un mundo como este la directora reconoce que el hecho de querer ofrecer una imagen real y objetiva de lo que allí se hace consiguió que estos se abrieran y se mostraran ante las cámaras de un modo muy sincero, mostrándose tal y como son ya que según dice uno de los entrevistados :"La gente pensará que hay psicópatas debajo de las mascaras, muchos de nosotros vamos a casa y somos personas normales"


Tanto por las palabras de Voros como por las de Franco en las diversas entrevistas que han mantenido hablando de la película esta intenta alejarse de la visión morbosa que muchos pueden tener en mente pero a la vez es uno de los motivos por el cual muchos verán este documental. Igual que ocurría con el documental "The Ballad of Genesis and Lady Jaye" muchos se acercaron a el para ver el extraño proyecto sobre la pandroginia que llevaron a cabo Genesis y Lady Jaye descubriendo que  la película hablaba de mucho mas, con mucha mas profundidad de la que a priori se podría pensar (El morbo sobre la pandroginia fue publicitada al máximo por lo que no era de extrañar que la gente quisiera ver este documental exclusivamente por este tema) igual que ocurre con "Kink" que no se queda solo en el morbo para intentar profundizar en las personas.


Pero los detractores de este documental  como hizo Jonh Defore en su reseña critican que Voros de una visión demasiado idealizada del ambiente de trabajo que hay en Kink en lo que parece ser una excepción en lo que al mundo del porno se refiere a lo que hay que añadir falta de profundidad acerca del potencial público que visita estas páginas web, nadie se plantea que puede ocurrir ante tal visión de violencia o como es la gente adicta a este tipo de material. Con todos los pros y los contras, Kink el documental es una obra lo suficientemente interesante para dedicarle un rato y verla y por que personalmente en todo lo que esta metido James Franco me parece como mínimo interesante. Esperemos que podamos ver esta película pronto y que todos podamos opinar por nosotros mismos...