domingo, 25 de mayo de 2014

Crítca: Klip

Título: Klip
Año: 2012
Género:  Drama
Duración: 102 min
Director: Maja Milos
Guión: Maja Milos
Interpretes: Isadora Simijonovic, Vukasin Jasnic, Sanja Mikitisin, Jovo Maksic, Monja Savic, Katarina Pesic, Sonja Janicic, Jovana Stojiljkovic, Vladimir Gvojic
Nota: 6
Sinopsis:  Ante la enfermedad de su padre el vacío de Jasna se hará mas grande y perceptible haciendo que esta dedique su tiempo a ir de fiesta en fiesta enamorándose de un chico que solo se aprovechará de ella.






Crítica:
¿Es necesario ser tan sexualmente explicito para contar una historia tan dramática como esta? ¿Es necesario que para que nos impacte y nos noquee la historia de una chica incapaz de enfrentarse a la enfermedad de su padre se tengan que rodar escenas que al acabar la película necesiten de una explicación indicándonos que ningún menor ha participado en escenas sexualmente explicitas durante el rodaje de la película?


Maja Milos nos presenta la historia de Jasna una joven que vive en los suburbios de Belgrado y que ante la incapacidad de asimilar lo que le esta sucediendo a su padre e incapaz de encontrar su lugar en el mundo se dedica a llenar su vacío existencial gracias a las fiestas, al alcohol, a las drogas y al sexo. "Klip" sigue la línea marcada por Larry Clark en "Kids" (De hecho la cinta de Milos se publicita como el "Kids" del nuevo milenio) donde este narraba en el que supuso su debut cinematográfico con guión del por entonces también debutante Harmony Korine, la historia de un grupo de jóvenes que recorrían la ciudad de Nueva York bebiendo, drogándose y haciéndonos participes de su peculiar filosofía de vida. La impactante propuesta de Clark no dejó indiferente a nadie y puso los sólidos cimientos de un cine natural (casi documental), cruel, verídico y directo que presentaba a una parte de la juventud en la que nadie querría verse reflejado. Todavía recuerdo la incomoda sensación que nos quedó en el cuerpo a todos los que fuimos a ver esta película el día de su estreno, todavía se me ponen los pelos de punta al recordar a esa chica portadora del virus del sida que recorre toda la ciudad en busca de la persona que la contagió o al acordarme del monologo de  uno de los protagonistas hablando de la importancia que tiene para el acostarse solo con vírgenes. "Kids" es una notable cinta que noquea al espectador y cuyo recuerdo es capaz de perdurar durante mucho, mucho tiempo.


Milos vuelve a mostrarnos a esa parte de la juventud que muchos no quieren ver, a esa juventud que vive en los suburbios y va de fiesta en fiesta bebiendo y drogándose (Aunque esta frase merece una puntualización ya que los chicos que tienen esta actitud frente a la vida no solo viven en los suburbios o en el extrarradio de las grades ciudades pero nos debe resultar mas fácil pensar que este tipo de actitudes son mas propias de otros, de familias desarraigadas o con problemas antes que de familias capaces de satisfacer casi cualquier tipo de necesidad. Si "Kids" mostró en 1995 a una parte de esa juventud, ese mismo año Montxo Armendáriz hizo lo propio en la muy floja "Historias del Kronen" reflejando que el hastío y la escapatoria vía drogas y alcohol no es un tema exclusivo de ciertas clases sociales). "Klip" es una película realmente impactante pero por desgracia no por lo que nos gustaría, es decir por el profundo desarrollo de la dramática historia de la protagonista y su relación con su familia y con su novio, si no por sus escenas de sexo explicito que dejan muy poco pero que muy poco a la imaginación. Como ya ocurría con "Boy eating the bird's food" el uso del sexo o de ciertas ideas o recursos relacionados con este tema pueden servir mas para desviar nuestra atención sobre aquello que nos quieren contar que para reforzar a la historia, en el caso de "Klip" para mostrar la desesperación de la chica ante su vacío y su confusión que le hacen tomar ciertas decisiones desacertadas. Para reflejar todos estos sentimientos no hace falta ser tan claro a la hora de mostrar las felaciones que la protagonista le hace a su novio, para denunciar la banalización del sexo por parte de los jóvenes no es necesario ver como Jasna se la chupa a su novio ni tampoco es necesario para mostrar la degradación personal a la que llega esta para conseguir estar con la persona que ella quiere. Todas estas ideas hacen que por momentos pensemos que la directora y guionista ha sido incapaz de impactarnos gracias a un personaje principal con el que empaticemos o con al que por lo menos podamos entender en su angustia, la historia de Milos parece tener que recurrir a estos elementos secundarios, a elementos demasiado efectistas para intentar llamar nuestra atención.


"Klip" adolece de una primera parte en la que a la historia le cuesta centrarse, un exceso de fiesta nos lleva a pensar si realmente los retales que se nos muestran de la familia y el novio de la protagonista van a servir para contar una historia o solo vamos a estar ante una sucesión de anécdotas relacionadas con la juventud y la fiesta. Esta primera parte es o se hace demasiado larga y por momentos se puede hacer pesada pero en cuanto Milos consigue asentar la historia y saber hacia donde quiere llevar la película esta gana enteros y muchos dejándonos unos últimos 40 minutos soberbios en los que la directora y guionista se centra en la relación de la protagonista con su novio (Una relación totalmente desigual y absolutamente machista, el escape de la protagonista de la realidad de su casa acaba por destrozarla y hundirla mas que por ayudarla. Son constantes las muestras de desprecio por parte de este hacia Jasna recalcándole que para lo único que sirve esta es para el sexo anal o que si le quiere lo que tiene que aprender es a chuparsela bien) y ante el proceso de asimilación del la enfermedad de su padre (Aunque esta parte de la historia se centra más en este concepto realmente tenemos la sensación de estar ante una idea muy desaprovechada y a la que se tenía que haber dedicado mucho mas tiempo. Las imágenes y escenas que se van mostrando acerca de este tema durante la primera hora resultan del todo insuficientes). Milos consigue emocionarnos gracias a grandes escenas donde por ejemplo la protagonista cuenta el primer recuerdo de su padre o la visita al orfanato con lo que la sensación de que la directora ha querido impactarnos con escenas que pueden distraernos se hace todavía mas presente lo que es una verdadera lastima ya que queda patente que había material para conseguirlo sin recurrir al uso de ciertos recursos.


"Klip" no solo recuerda a "Kids" por la sensación que nos deja, también posee elementos de ciertas películas de Araki o incluso dell "Fish Tank" de Andrea Arnold donde una joven que también vive en los suburbios de una ciudad establece una relación destructiva con el novio de su madre. Milos utiliza de forma excesiva la cámara de los móviles para narrar la historia en un fiel reflejo de la forma de actuar hoy en día de muchos jóvenes pero que a mi personalmente me cansa y me satura haciendo que por momentos el exceso de movimiento de la cámara me impida centrarme en  la imagen, pero también es capaz de dejarnos grandes planos donde muchos o casi todos de ellos se centran en la cara y la expresión de la protagonista, una sorprendente Isadora Simijonovic capaz de deslumbrarnos por momentos pero que también es capaz de dejarnos algunas escenas donde tenemos la sensación de que sobreactúa en exceso (Por ejemplo cuando de camino al autobús esta va grabándose con el móvil y gritando el nombre del chico o como cuando se esta probando ropa en su cuarto, escena esta excesiva y que casi parece sacada del "Filth and Wisdom" de Madonna)


"Klip" es una muy interesante cinta especialmente durante sus últimos 40 minutos. Es una lastima que Maja Milos no se haya centrado mas en la historia y en el componente dramático de la misma para saturarnos durante la primera hora con un exceso de fiesta que deja paso a escenas de felaciones demasiado explicitas. Milos toca de refilón el tema político sobre la posición de Serbia ante la independencia de Kosovo pero esta no es una cinta política, no es una cinta que use estos elementos para justificar la existencia misma de la película o de la situación en la que se encuentra la familia de la protagonista (Aunque al recibir Maja Milos un premio en el festival internacional de Rotterdam en el 2012 se recalcara que esa película era un retrato de la generación perdida post guerra de Yugoslavia, el reflejo de la juventud que hace la directora no puede ser etiquetado de esta manera ya que todo este cúmulo de sentimientos, de banalización del sexo o glorificación de la violencia son extensibles a muchos lugares y a muchas llamémoslas generaciones perdidas). "Klip" es una cinta deudora del "Kids" de Larry Clark, una cinta con tantos elementos a su favor como en su contra por lo que lo mas adecuado es que cada uno sepa lo que va a ver y opine sobre si la forma elegida por Milos para narrar una pequeña parte de la vida de Jasna es la mas correcta o no.



Lo Mejor: Los últimos cuarenta minutos
Lo Peor:  El exceso de sexo explicito que no ayuda a lo que nos están contando.