lunes, 31 de diciembre de 2012

Crítica: The Possesion - El Origen del Mal


Título: The Possesion - El Origen del Mal
Año: 2012
Genero: Terror
Duración:  92 min
Director: Ole Bordenal
Guión:  Juliet Snowden y Stiles White basado un articulo de Leslie Gornstein (articulo)
Música: Anton Sanko
Interpretes: Jeffery Dean Morgan, Kyra Sedgwik, Nathasa Calis, Madison Davenport
Nota: 6

Sinopsis:
En un mercadillo casero Hannah se encaprichará con una caja de madera, lo que no sabe es que en esa caja se encuentra atrapado un ser demoníaco que esta deseando encontrar un cuerpo del que apoderarse y así salir de la caja.




Crítica:
Ole Bordenal saltó a la fama gracias a "El Vigilante Nocturno" un solvente thriller en el que el vigilante de una morgue se las verá con un asesino en serie. Debido a la falta de ideas Hollywood decidió hacer el remake de la película de Bordenal y fue el propio Bordenal el elegido para rodarla, pero esta vez el resultado fue decepcionante ya sea por el control ejercido por los productores o porque Bordenal no se supo adaptar a las condiciones que se exigen en América a la hora de rodar una película.(Aunque no es la primera vez que un director hace el remake de una de sus películas con resultado decepcionante, por ejemplo Haneke con "Funny Games") Pasaron 5 años hasta que volvió a dirigir un largo para el cine, en este caso "Dina" un gran drama pero que estaba lastrado por sus propios excesos. Diez años después Bordenal volvió al circuito comercial internacional gracias a esta película basada en hechos reales y producida por Sam Raimi


Sam Raimi llevaba desde el año 2000 sin dirigir una película de "terror" y pongo entre comillas la palabra terror porque "Premoción" me parece una película interesante pero pasable, si la ves te entretenderá pero si no la ves no te pierdes gran cosa y lo que se dice miedo no da, hasta que en el año 2009 sorprendió a propios y extraños con una película de terror con el típico humor negro marca de la casa, esa película era "Drag me to hell". Y Tanto "Drag me to hell" como "The possesion" tienen un núcleo común: un objeto que llega a manos de la protagonista despertará una maldición sobre ella que la intentará destruir y/o poseer. Pero la historia de "The possesion" esta mas cerca de la mediocre película dirigida por David S. Goyer titulada "The unborn" ("La semilla del mal") donde en ambas el espíritu que quiere volver a la vida es un Dybbuk y en ambas los protagonistas tendrán que recurrir a un rabino judío para en el climax de la película realizar un exorcismo que libere o no a la protagonista de la influencia del Dybbuk.


Así que en "The possesion" nos encontramos con una primera parte que argumentalmente recuerda a "Drag me to hell" (el hallazgo del objeto maldito) y una segunda parte que recuerda a "The unborn". Ole Bordenal se toma su tiempo a la hora de contarnos la historia, aunque esta arranca con una soberbia escena donde se deja claro ante que tipo de película estamos, y pasará un rato hasta que volvamos a tener una escena del mismo calado pero esta espera no se hace pesada ni larga ya que el director crea una ambientación perfecta dándole un aire enfermizo y metiéndonos el miedo en el cuerpo poco a poco. Y es que en el momento en el que Bordenal se desmelena nos consigue perturbar (véase la escena en la que la niña ve unos dedos que le salen de la garganta) con grandes escenas y una niña poseída que da miedo.


Pero "The possesion" tiene un gran fallo y es que ya la hemos visto mil veces y no hay nada que nos pueda sorprender, se han hecho muchas películas sobre posesiones y espíritus atrapados que quieren volver a la vida y aunque la ambientación este muy lograda nos es inevitable pensar porque han vuelto a hacer la misma película  Tampoco nos gustan ciertas licencias que se han tomado para rodar esta película  se supone que el exorcismo se va a realizar en una planta del hospital donde no va nadie después de las 6 pero ¿acaso no hay nadie que escuche a una niña poseída berreando y a un rabino gritando como un loco?. Además ya estamos un poco cansados de leer eso de "Basado en hechos reales" antes de una película de terror, antes era algo que nada mas leerlo te asustaba pero ahora ya.. (Esta historia esta basada en un articulo escrito por Leslie Gornstein y que se puede leer aqui


En "The possesion" no hay una gran historia, estamos ante la típica historia de terror de una familia rota donde una de sus hijas acaba poseída y al principio se achaca a los problemas entre los padres (bueno esta vez aunque comió pizza la niña no volvió con alergia sino con un espíritu)  pero para mi lo peor de todo es que en la parte final la película nos recuerda mucho a "The unborn" y eso es un lastre muy grande ya que el hecho de que una película nos traiga a la mente a otra muy mediocre no es bueno, se podría decir que "The unborn" pese a ser anterior a "The possesion" es el doppelgänger de la película de Bordenal. Pero aun con todo esto el oficio del director se impone en una gran ambientación y con escenas realmente impactantes. Esta es una película que si se ve por la noche solo en casa puede llegar a asustar y eso es de agradecer.



Lo Mejor:  La ambientación esta muy lograda
Lo Peor:   La hemos visto una y mil veces, y la volveremos a ver otra vez.. y otra..